14 de enero

Publicado el 14 enero, 2020

Humphrey Bogart murió en Los Ángeles, el 14 de enero de 1957. El estilo cínico y moralmente dudoso de muchos de sus personajes, el eterno cigarrillo siempre entre sus dedos y su condición de galán poco convencional son algunos de los rasgos más recordados de su filmografía. Según la lista del American Film Institute, está considerado la primera estrella masculina más importante de los primeros cien años del cine estadounidense.

Bogart se alistó en la Marina para combatir en la I Guerra Mundial y fue destinado como marinero al buque USS Leviathan. En 1918 el barco fue atacado por submarinos y un torpedo lo alcanzó, sin lograr hundirlo. Un fragmento astillado de madera saltó y le rasgó la boca, afectando para siempre a su forma de hablar. A su vuelta fue contratado como administrador en la compañía cinematográfica y de teatro World Film Corporation, propiedad del padre de su amigo. Su manera de hablar y su aspecto físico, que no se correspondía con el del clásico galán de la época, dificultaron sus inicios en su carrera como actor. Desde 1922 (cuando hizo su primera aparición en el escenario en la obra The Ruined Lady) hasta 1935 sólo hizo pequeñas intervenciones en escenarios y en algunas películas. Entre los papeles secundarios que Bogart realizó cabe destacar su aparición en Tres vidas de mujer (1932), película que tuvo una gran repercusión en su carrera ya que contribuyó a sacarle del anonimato.

El actor Leslie Howard, protagonista de El bosque petrificado, exigió a la Warner Brothers la participación de Bogart en el papel de Duke Mantee. Así, en 1936, el enorme éxito que tuvo El bosque petrificado supuso el comienzo de una carrera sólida para el actor. Su consagración llegó en 1941 con El último refugio, dirigida por Raoul Walsh. A partir de entonces, Bogart encadenó títulos hoy considerados clásicos. Bajo la dirección de John Huston rodó El halcón maltés, donde interpretó al detective Sam Spade. En 1942 filmó Casablanca, en la cual protagonizaba, junto a la actriz sueca Ingrid Bergman, una de las más grandes historias de amor de la cinematografía mundial. La cinta, dirigida por Michael Curtiz, está catalogada como una de las cinco mayores películas jamás filmadas, y valió a Bogart su primera nominación al premio Óscar, aunque no lo ganó.

En apenas cuatro años (1944-48) Bogart enlazó cuatro obras maestras del cine negro, todas ellas coprotagonizadas por Lauren Bacall: Tener y no tener, The Big Sleep, La senda tenebrosa y Key Largo. Su valor actoral fue reconocido por la Academia de Cine americana en 1951 cuando fue nominado por segunda vez y ganó el Oscar al mejor actor por su interpretación en La reina de África, coprotagonizada por Katharine Hepburn.

Luego participó en otras películas míticas como El motín del Caine (su tercera nominación al Óscar), Sabrina (con Audrey Hepburn y William Holden), La burla del diablo (con Jennifer Jones y Gina Lollobrigida) y La condesa descalza (con Ava Gardner). En 1955 rodó junto a Peter Ustinov la comedia de tema carcelario No somos ángeles, que daría pie a un remake en 1989 con Sean Penn y Robert De Niro. Desde el inicio de su carrera en cine filmó varias películas, con quien sería una de sus grandes amigas artistas, la mítica y legendiaria actriz Bette Davis, quien es considerada como la primera dama del cine en blanco y negro.

Bogart estuvo casado cuatro veces. Su primera esposa fue la veterana actriz Helen Menken, con quien se casó en 1926, y de la que se divorció tan sólo un año y medio después. En 1928 se casó de nuevo con la también actriz Mary Philips, divorciándose en 1938. Apenas cinco días más tarde volvió a casarse, esta vez con Mayo Methot, también actriz, con la que estuvo casado durante siete años. Sin embargo, todavía contraería matrimonio una cuarta vez, el 21 de mayo de 1945, con su compañera de reparto en Tener y no tener, Lauren Bacall. Con ella protagonizó varias destacadas películas de su filmografía, como El sueño eterno, La senda tenebrosa o Cayo Largo y con la que tuvo dos hijos: Stephen en 1949 y Leslie en 1952. Hasta la muerte de Bogart la pareja permaneció muy unida, y constituyó uno de los matrimonios más carismáticos del mundo del cine. Murió en 1957 en Hollywood, víctima de un cáncer de esófago cuando tenía 57 años recién cumplidos.


Continuar leyendo

Post Siguiente

Teatro Coliseo


Miniatura
Post Anterior

nrg


Miniatura

Intercultura Radio

Cultura por Internet

Current track
TITLE
ARTIST

Background